Latin NCAP, el organismo que se encarga de evaluar la seguridad de los vehículos comercializados en la región (ver todas las pruebas), divulgó nuevos resultados de su programa de seguridad: sometió a crash test al Volkswagen T-Cross, el próximo lanzamiento de la marca alemana en nuestro país.

Volkswagen T-Cross

Este SUV de segmento B que ya se comercializa en Brasil (estuvimos en la presentación del país vecino), pasó por las manos de Latin NCAP mediante un test patrocinado y obtuvo la mejor calificación posible: cinco estrellas en protección hacia adultos y cinco hacia niños.

El Volkswagen T-Cross, equipado con 6 bolsas de aire como equipamiento estándar y Control Electrónico de Estabilidad (ESC) en todas las versiones, mostró protección buena para sus ocupantes en las tres pruebas de choque realizadas (impacto frontal, impacto lateral e impacto lateral de poste). El modelo también cumplió con comodidad los requerimientos de la prueba de ESC.

T-Cross Latin NCAP

En referencia a la Protección de Ocupante Infantil, el modelo incluye anclajes aprobados I-size que facilitan la instalación de Sistemas de Retención Infantil (SRI) para niños de edades mayores orientados mirando hacia atrás, en línea con las mejores prácticas globales. Asimismo, el modelo incluye interruptor para desconectar la bolsa de aire del acompañante y ofreció la posibilidad de instalar de forma segura todos los SRI probados en la prueba de instalación.

El primer SUV compacto de Volkswagen para el mercado de América Latina y el Caribe alcanzó la calificación máxima posible para ocupante adulto y ocupante infantil, sumado al premio Latin NCAP Advanced Award por la Protección para Peatones y la tecnología de Frenado de Multi-Colisión.

Qué dice Latin NCAP

Por su parte, Alejandro Furas, Secretario General de Latin NCAP, comentó: “La calificación máxima del Volkswagen T-Cross es muy alentadora; hacemos un llamado a todos los fabricantes de vehículos a que logren resultados de cinco estrellas y puntajes máximos para toda su flota en el mercado de Latin NCAP”.

“Estos resultados de Latin NCAP demuestran que los fabricantes están ofreciendo voluntariamente a los consumidores modelos con  niveles de seguridad por encima de las exigencias de gobiernos. Si bien algunos de los fabricantes informan a los consumidores sobre su desempeño en las pruebas de Latin NCAP, otros continúan ofreciendo niveles de seguridad y equipamiento por debajo de los que ofrecen en los mercados de economías maduras”, agregó Ricardo Morales, Presidente de la Comisión Directiva de Latin NCAP.

“Los gobiernos de la región deberían asumir su compromiso y apoyar a Latin NCAP para que los consumidores cuenten con información independiente sobre la seguridad de lo vehículos que se ofrecen en plaza, y así acelerar voluntariamente el camino hacia vehículos más seguros para salvar vidas y reducir lesionados en América Latina y el Caribe, finalizó.

A la espera en Argentina

Si bien el desarrollo se realizó sobre la plataforma MQB-A0 (la misma de los Polo/Virtus), el T-Cross producido en Brasil tiene algunas diferencias que contemplan desde cambios en la distancia entre ejes hasta modificaciones en el diseño y el despeje. Cuenta con una longitud de 4.199mm  y una altura de 1.568mm (9mm más alto que el T-Cross europeo). La distancia entre ejes del modelo brasileño es mayor: 2.651 mm (88mm más que la distancia entre ejes del T-Cross europeo).

Estéticamente luce muy moderno para lo que nos acostumbra Volkswagen, que no duda al momento de “no arriesgarse” en los diseños. El T-Cross tiene un estilo juvenil, con detalles propios de un auto pensado para un público joven: ópticas más estilizadas, detalles cromados, una preponderante parrilla frontal y llantas de 17 pulgadas en combinación con el color de la carrocería (disponible según versión).

El sector posterior se destaca por una tendencia que viene sumando desarrollos en los últimos años: un listón horizontal que integra los faros traseros, que en este caso contrastan con un gris grafito que realzan el estilo offroad.

Este modelo completamente global se comercializa tanto con motorizaciones nafteras (turbo TSI) como diesel (TDI). Ellas no llegarán al mercado local: se espera que para la Argentina se incorpore la motorización naftera aspirada 1.6 16v MSI de 110cv ya presente en Polo y Virtus, con caja manual de 5 marchas o automática Tiptronic de 6. La tracción será únicamente delantera, no habrá opciones integrales.

Volkswagen T-Cross: Latin NCAP lo califica con 5 estrellas en seguridad 2

Dentro de los destacados de equipamiento contará con asiento del acompañante abatible, VW Digital Cockpit (cuadro de instrumentos digital) de última generación, cuatro conexiones USB (dos en la parte delantera y dos en la trasera), sistema de carga inalámbrica para smartphones y acceso y arranque sin llave.

Dependiendo el mercado también sumará sistema de vigilancia Front Assist, sistema de aviso de salida del carril Lane Assist, sensor de ángulo muerto, monitor de tráfico cruzado y detector de peatones, aunque seguramente estos agregados no se vean en nuestro país.

Volkswagen Argentina confirmó que la llegada del T-Cross al mercado local será durante el segundo trimestre del 2019, más precisamente durante el mes de julio. Hasta esa fecha deberemos esperar para conocer los precios.