Bienvenido al test: Chery Arrizo 5 Luxury 1.5 MT

Me siento raro. Sí, es raro. Es raro que en este momento no esté escribiendo de un SUV y me toque conducir un sedán de segmento C con precio de segmento B. Bueno, digamos que ese fue siempre el enganche de las marcas chinas: ofrecer vehículos de segmentos superiores a precios de segmentos inferiores.

Pero, el Chery Arrizo 5, ¿efectivamente fue desarrollado como un auto mediano? ¿Se lo siente como un digno competidor de un Toyota Corolla, Peugeot 408 o un Ford Focus?

Lo averiguamos durante una semana.

Bienvenido al test: Chery Arrizo 5 Luxury 1.5 MT.


Entra por los ojos

No lo dudamos. Es uno de los sedanes más atractivos del momento. Y, si me dan un poco más de cuerda, diría que es uno de los vehículos chinos más lindos que se comercializan actualmente.

Y es que la época de las copias horrendas del mercado oriental ya pasó. La industria china ya tiene nombre propio y, pese a que tiene muchísimo para mejorar, hoy ya no tiene grandes cosas por las que avergonzarse. Sólo le queda mejorar en utilitarios, que dejan mucho que desear pero son impresionantemente baratos.

El Chery Arrizo 5 es el modelo más lindo de Chery en el país.

Volviendo al Arrizo 5, la estética es muy agraciada. Iluminación LED, faros tipo lupa, detalles cromados muy refinados, líneas limpias y grandes llantas de 17 pulgadas hacen que la propuesta de diseño sea aprobada con creces. Hasta el remate posterior agrada, con una línea de cintura que se va elevando hacia el sector trasero y una terminación en la cola que está a la altura de los mejores diseños de la región. Hay cámara de retroceso combinada con sensores de estacionamiento, pero falta luz antiniebla trasera.


Lento, pero cabalgamos

Visualmente el interior del Chery Arrizo 5 es muy atractivo, aunque aparecen dos temas que no terminan agradando demasiado.

Por un lado, la calidad de los plásticos no son lo que uno espera para este segmento. Algunos brillantes parece que van a durar muy poco, los inyectados están mal terminados y hay varias inscripciones en chino que -obviamente– no entendemos.

Por otro, el aroma que despiden los plásticos no es el más agradable. Se siente demasiado (sobre todo cuando el auto queda al sol) y nos recuerda una mala experiencia con el Chery Skin, el primer auto de segmento C que la marca china comercializó en el país: la detección de asbesto en unidades que ingresaron al Mercosur. Conocido también como amianto, es un tipo de material utilizado en el ensamblaje de los vehículos que en nuestro país se encuentra prohibido desde el año 2003 por ser cancerígeno.

Si bien nunca hubo un recall en nuestro país, este tema y las escasas ventas del modelo en Argentina terminaron de sentenciar a la única participación que Chery tuvo en el segmento C hasta ahora.

Volviendo a su hermano, el Arrizo 5, el interior está bien diseñado, es atractivo, en sintonía con el exterior del auto. A eso se le suma un nivel de equipamiento de confort que es inédito para este escalón automotor: 6 airbags, sensores de estacionamiento traseros, techo corredizo eléctrico, aire acondicionado manual, pantalla touchscreen con conexión Bluetooth, USB y lector de memoria SD, volante multifunción, control de velocidad crucero, levantavidrios eléctricos con onetouch, computadora de abordo, sistema de audio HiFi, volante forrado en cuero, ESP, frenos a disco en las cuatro ruedas y encendido por botón.

Sorprendentemente, si bien esta versión es la Luxury Manual, la misma Luxury pero automática CVT tiene menos equipamiento, cuando siempre suele ser al revés. La CVT pierde el arranque por botón, los cuatro airbags laterales (se queda con dos delanteros como la versión Comfort Manual de entrada de gama), las llantas de 17″ (se queda con las de 16″), dos parlantes (de 6 pasa a 4) y la computadora de abordo en bitono negro/gris pasa a ser naranja y de un tamaño más reducido. Está más para ser una Confort CVT que una Luxury, pero bueno, acá llegan así.

El interior es correcto, pero los materiales son mejorables y el sistema multimedia es muy limitado.

Dentro de los detalles a mejorar del interior, podríamos incluir a la pantalla multimedia, que presenta una estética un tanto aftermarket y no cuenta con navegador integrado ni compatibilidad con Android Auto o Apple CarPlay. En compensación nos permite emparejar la pantalla del smartphone para visualizarla en la pantalla del auto, pero no es algo simple: todo lo que uno haga en el teléfono se traduce en el sistema multimedia. Si lo giramos o lo bloqueamos, lo mismo sucederá en el visor del auto. Nada cómodo.

Pero debemos reconocerlo: en los valores donde se posiciona el Arrizo 5, el techo corredizo eléctrico y el control de velocidad crucero no aparecen ni por asomo. Aplausos para la china.

El espacio del habitáculo es más que suficiente para transportar a cinco pasajeros, sobre todo en las plazas traseras. Allí las piernas tendrán mucho lugar para ser estiradas, algo que hoy en día en varios modelos del segmento C sigue siendo una deuda. Lo que sí es una deuda es el quinto apoyacabezas central, que brilla por su ausencia. Sí tiene los tres cinturones de seguridad inerciales de tres puntos y ganchos ISOFIX.

Ese espacio que destacamos en las plazas traseras también hay que mencionarlo en el baúl, que es de 480 litros. Dentro del mismo se encuentra la rueda de auxilio, que lamentablemente es de uso temporal.


Sensaciones Encontradas

El Chery Arrizo 5 equipa el motor naftero 1.5 ACTECO DVVT de 115cv y está asociado a una caja manual de 5 marchas o automática CVT y tracción delantera.

Tal como nos sucedió con la familia Tiggo, los motores no están seteados para ser un descontrol de potencia y prestaciones. Son mas bien chanchos y buscan priorizar más el consumo que otro factor. Al Arrizo 5 se lo nota correcto en el tránsito cotidiano pero algo lento y falto de reacción cuando lo apuramos. Y eso que la caja es de 5 marchas y suele ir “enroscado”.

Enroscado también va uno al momento de escuchar la selectora, que es lo más cercano a una coctelera. Ya lo vivimos en el Chery QQ de nueva generación, que no llega a “cantar” los cambios pero hace mucho ruido al momento del cambio de marchas. La caja tampoco es muy precisa y la columna de dirección regula sólo en altura (no en profundidad) por lo que la experiencia de manejo en esta versión manual deja bastante que desear.

La selectora de marchas es muy ruidosa. No transmite seguridad al momento de pasar los cambios.

Sí nos encantó la puesta a punto de la suspensión que parece estar pensada para nuestros boicoteados caminos y el comportamiento dinámico en general, que se alínea en sintonía a su estética de sedán y se lo nota aplomado.

Con este motor que tiene una potencia correcta y no es muy grande, los niveles de consumo son muy buenos: en ciudad promedia los 10km/L mientras que en ruta a 120km/h nos permite transitar unos 12,5km/L. El tanque de combustible de 48 litros nos otorga una autonomía de 600 kilómetros.


Conclusiones

Al día de hoy, Chery Argentina comercializa el Arrizo 5 Luxury MT a un precio de $807.300, con una garantía de 3 años o 100.000 kilómetros. Las versiones Confort MT y Luxury CVT se venden a $705.900 y $764.400, respectivamente. Sólo a modo de comparación, es el mismo precio en el que hoy fluctúa el Toyota Corolla en sus versiones intermedias XEI. Hay que tomar en cuenta que, mientras el Chery abona un impuesto del 35% por ser un vehículo extrazona, el Corolla está exento por ser brasileño.

Incluso con ese incremento en el precio y el dólar alto, el modelo se mantiene competitivo con el equipamiento que ofrece: ESP, encendido por botón, techo corredizo eléctrico, 6 airbags y control de velocidad crucero. De todas maneras, el Chery Arrizo 5 tiene mucho para mejorar en un ámbito que no se chequea con la ficha técnica desde casa, sino que se siente al momento de subirse y conducirlo: una selectora para el olvido, un sistema multimedia nada amigable con el conductor y unos materiales interiores de calidad dudosa.

Como siempre recomendamos: si estás interesado, andá a un concesionario y solicitá un test drive. Hoy en día, nadie en su sano juicio aceptaría gastar casi 1 millón de pesos en algo que no sabe cómo anda. Y si después de probarlo considerás que son pocas las cosas malas que le encontraste, adquirilo.

Lo que es seguro es que las marcas chinas van mejorando más y más y la brecha de calidad con las tradicionales es cada vez más corta.


Highlights

Después de un pobre y olvidable desempeño del Chery Skin, la marca china redobló la apuesta con el respetable Arrizo 5.

Es uno de los Chery más lindos de la gama. Esta versión (Luxury MT) viene de serie con iluminación diurna LED, faros con proyectores y llantas de aleación de 16″.

La calidad de los autos chinos va mejorando lentamente.

La iluminación LED también está en el remate trasero. Hay sensores de estacionamiento y también cámara de retroceso.

El remate posterior está muy bien logrado.

¡Techo corredizo! Algo casi impensado en este segmento.

El interior es correcto, pero la calidad de los materiales y plásticos es mejorable.

¡Control de velocidad crucero! Sí, sí. De serie. La computadora de abordo es simple pero los indicadores lo hacen complicado. 

¿Qué significará A.F.E. cuando indica el consumo promedio?

Correcta pantalla multimedia, pero sin navegador, ni Android Auto, ni Apple CarPlay. Podría decirte que podés visualizar la pantalla del celu ahí, pero hacerlo funcionar de manera correcta sería casi imposible.

Parece un climatizador automático, pero es aire acondicionado manual. Esa tecla desactiva el ESP, que es de serie para esta versión.

Las butacas son correctas y cómodas. El tapizado de cuero ecológico no es demasiado chic ni agradable al tacto.

Sorprendente espacio trasero. Falta quinto apoyacabezas.

El motor 1.5 de 115cv es correcto. No sorprende en prestaciones.

Los consumos son más que aceptables. Con un tanque podés hacer más de 600 kilómetros.

¿Lo tomarías como opción frente a un Toyota Corolla? Pensalo y andá a probarlo a un concesionario.


Galería