El clásico restaurant Moby Dick de costanera norte fue -nuevamente- un escenario importante para el mercado automotor: el lugar fue elegido para lanzar el Honda WR-V, la versión aventurera del Honda Fit (ver test).

Con el afán de ampliar su impacto en el mercado y generar mas “tránsito” en sus concesionarias, (las cuales vienen luchando por mantenerse firme con este mercado lleno de incertidumbre), el WR-V viene a tomar lugar un escalón por debajo de la HR-V, lo que lo posiciona como entrada de gama de las “SUV compactas“, un segmento en pleno crecimiento en el mercado argentino.

Las primeras impresiones al ver el nuevo integrante de la familia Honda es esa “agresividad” que trataron de implantar con las nuevas lineas de diseño, sus llantas diamantadas, especialmente hechas para este modelo y el mayor despeje del suelo, dandole un estilo mas “offroad”. Entre estas lineas, esconde un sistema de seguridad bastante bien acoplado: cuenta con una carroceria ACE (Advanced Compatibility Engineering), ABS con EBD, anclajes isofix, 6 airbags y barras laterales de protección en sus puertas, como equipamiento de serie (ver precios).

Peeeero, no cuenta con ESP en ninguna de las dos versiones que se lanzan. ¿Por qué?

Según se pudo saber, en una breve entrevista realizada a Martin de Gaetani, Responsable de Relaciones Institucionales de Honda Argentina, “no se tuvo en cuenta esta necesidad cuando fue diseñado, y no aplica solo al mercado argentino ya que es un producto fabricado regionalmente“. Por lo cual, el mismo se vende también en brasil sin ESP de serie.

Desde Honda Argentina aseguraron que es un tema a tratar a corto plazo por la marca, evaluando integrar el control de estabilidad a futuras versiones, esperemos que como equipamiento de serie.

El interior no presenta grandes cambios respecto del Fit, con el cual comparte gran parte de sus rasgos. Uno de sus pequeños pero lindos detalles, en su version EXL: integra tapizados y volante revestidos en cuero con doble costura en color rojo.

Esperamos tenerlo en breve en nuestro garage para sacar conclusiones.

Honda Argentina eligió el restaurant Moby Dick para lanzar el WR-V (ver precios).

Pese a que lo posicionan como un SUV, se trata del Honda Fit con detalles offroad y cambios estéticos.

La trompa tiene modificaciones sustanciales: nuevos capot, ópticas y paragolpes.

El sector porsterior busca darle más agresividad con un nuevo portón trasero.

Ópticas exclusivas para este modelo.

Las llantas son de 16″ como las del Fit, pero de diseño específico.

El interior no tiene cambios sustanciales.

Se posiciona por debajo del Honda Fit y no tiene ESP de serie.