Hacia diciembre del 2016, el lanzamiento del Honda Civic X o 10 (por ser la décima generación) representó una bocanada de aire fresco por la reducida oferta que Honda mantenía en Argentina.

Para ese año la marca nipona ofrecía apenas la HR-V producida en Campana. No había Fit (ver lanzamiento y test), tampoco WR-V (ver lanzamiento), la nueva generación de la CR-V no había llegado (ver lanzamiento) y tampoco se esperaba el nuevo Accord (ver lanzamiento). Todo esto, en un mercado con incertidumbre producto de un esquema de impuestos a la mediana y alta gama sin proyección de eliminación aparente.

Es por eso que el Civic, ahora importado de Brasil, debía ofrecer diferentes opciones para nutrir un poco la gama. En un escenario de impuestazo, la marca decidió comercializar dos versiones con el motor naftero 2.0 atmosférico de 154cv (EX Y EX-L) y una versión con el 1.5 Turbo de 173cv (EX-T).

Producto de la evidente crisis en el mercado automotor, el Honda Civic recortó dos de las tres versiones disponibles, las cuales ya no aparecen en su web oficial y no se encuentran en los concesionarios: la más accesible EX y la tope de gama EX-T dejaron de importarse a la Argentina, y con esta última desapareció también el motor turbo, ofreciendo únicamente la opción intermedia con el 2.0.

¿Qué detalles de equipamiento se perdieron? Todos los presentes en la EX-T: cámara de punto ciego, faros delanteros y antiniebla Full LED, techo solar eléctrico con antipinzamiento, sensores de estacionamiento delanteros y traseros, sensor de lluvia, doble salida de escape, climatizador bizona y sistema de acceso y arranque sin llave.

A la caída en las ventas también se suma el inminente rediseño que incorporará a partir del segundo semestre, el cual estrenaría leves cambios estéticos e importantes innovaciones en seguridad. Desde los puntos de venta oficiales no quisieron confirmar el regreso de esta versión en breve, acusando que volvería a comercializarse quizás hacia octubre, seguramente con este cambio exterior.

En compensación, los concesionarios intentan contentar a los clientes insatisfechos con una importante bonificación en el Accord, el sedán insignia de la marca nipona que se lanzó hace pocos meses (ver nota). El precio de lanzamiento era de 62.900 dólares, pero los concesionarios lo ofrecen con descuentos que llegan a ubicarlo en el orden de los 50.000 dólares. Así y todo, la diferencia entre los valores del Civic y el Accord es abismal: el EX-T se comercializaba por 35.000 dólares.

Si bien todavía no hay confirmación oficial por parte de la terminal, en Brasil comenzarían con la producción del Civic 2020 hacia mediados de año, momento que podría marcar el regreso del turbo a la oferta argentina.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 2

El Honda Civic EX-T 1.5 Turbo desapareció de la oferta en Argentina. También la versión EX con el 2.0 atmosférico.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 3

El motor cuenta con 173cv, inyección directa y turbo. Entregaba casi 20cv más que el 2.0.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 4

La única versión que lo incluía era la EX-T, que también sumaba el sistema de cámara de vigilancia lateral.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 5

Era una aliada para el tránsito cotidiano y la seguridad.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 6

La única versión que ahora está disponible es la EX-L. Se distingue por la ausencia de faros full LED.

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 7

Y cotiza a $1.220.000 en la web oficial de Honda Argentina (pese a que siguen mostrando al EX-T).

Chau turbo: el Honda Civic pierde versiones y el motor 1.5, a la espera del restyling 8

Así es el Honda Civic 2019, que comenzaría a producirse en Brasil a mediados de año.